Noticias

13/09/2017

LLUVIAS DE PRIMAVERA EN ARGENTINA PODRÍAN RECORTAR ÁREA PARA SOJA Y MAÍZ: EXPERTOS - REUTERS NEWS

BUENOS AIRES, 12 sep (Reuters) - Tras la fuertes lluvias que cayeron durante el fin de semana en Argentina, la incipiente llegada de la primavera, la estación más húmeda del país, amenaza con recortar en hasta la mitad el área disponible para la soja y el maíz en el principal distrito agrícola, dijeron el martes expertos.
Las intensas precipitaciones que azotaron a la provincia de Buenos Aires agravaron los excesos de humedad que desde la primera mitad del año se vienen acumulando en el distrito y que según la entidad rural Carbap comprometen 4,8 millones de hectáreas, el 28 por ciento de su área agropecuaria.
Si bien las condiciones secas durante la segunda mitad de septiembre aliviarían a las regiones afectadas, lluvias a partir de octubre podrían generar pérdidas de área sembrable en el distrito que, de acuerdo a la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), concentró el 33 por ciento del área de la soja y el 25 por ciento del maíz en el ciclo 2016/2017.
"Buenos Aires decide su suerte en octubre (el inicio de la primavera argentina). Si viene octubre con mucha lluvia, a la mitad de (el área agrícola de) Buenos Aires va a haber que bajarle la persiana", dijo a Reuters Germán Heinzenknecht, meteorólogo de la Consultora de Climatología Aplicada (CCA).
Por su parte, Gonzalo Hermida, coordinador del departamento de Estimaciones Agrícolas de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, señaló que en la provincia ya existen lotes afectados por el exceso de agua que han sido descartados para la siembra de los dos principales cultivos de Argentina.
"Estamos entrando a la primavera con mucha agua, entonces te puede llover mucho y hacer un caos. Este año (comercial) ya depende de cómo el clima juegue en los próximos meses", agregó.
Argentina es el principal exportador mundial de aceite y harina de soja, y el tercero de maíz. A inicios de mes, antes del evento climático reciente, la BCR estimó el área de la soja y el maíz 2017/18 en 18,7 millones y 6,3 millones de hectáreas, respectivamente.
Con respecto al trigo 2017/18 -cuya siembra ya finalizó-, Hermida dijo que la Bolsa de Cereales evaluaba incrementar su cálculo de superficie sembrada perdida, actualmente de 80.000 hectáreas de un total de 5,35 millones de hectáreas, debido a los efectos de las lluvias.

Fuente: Reuters